jueves, 10 de enero de 2019

LOS JUEVES UN RELATO: DESEOS Y BUENOS PROPOSITOS




1. 
2. 
3. 
4.
"Hasta diez, no paro." pensé entusiasmada.
Cuando iba por la mitad del uno, taché todo lo escrito.

En el dos, no puse nada: la balanza se adelantó con una cifra que hacía imposible toda intención de bajarme algún día de la báscula, feliz.

En tercer lugar, el trabajo se abrió paso. Para qué pensar en trabajar, si se estoy de vacaciones. Ya veremos, me dije.

Llegada al item cuatro, tocaba pensar en la vida social. No doy a basto con la familia y los amigos de la infancia, las madres del colegio y los compañeros de profesión. Pues por este año, mejor paso de hacer nuevos vínculos, quizás en facebook. Nunca está de más un "me gusta".

No dio para escribir cinco, en el quinto renglón de la agenda recién estrenada.

Este año será diferente, resoslví. Este año va a ser de agradecimiento.

Este año voy a dar gracias, porque el año pasado fue un año difícil,  después de sentir el dolor de la pérdida de un ser querido, luego de sentir el abandono y la estafa de la que son capaces los que alguna vez te quisieron, aunque en realidad, aprendí que nadie te estafa ni te deja de querer, solamente muere, ya no existe más, quizás también aquel que fuiste, murió en ese momento. 

Después de temer por el bienestar de mis seres queridos, luego de los reveses económicos, siento que solo puedo dar gracias por haber aprendido a estar frente al espejo, a saber quien soy, cuando creí que solo era alguien si alguien me quería. 

Gracias por los reveses cuando nos enseñan a andar derechos, de pie y con la frente en alto. 

Gracias por haber aprendido a conocer cuantos errores cometí y a pedir perdón por ellos. No habrá tiempo para enmendarlos, pero sí  lo habrá para no demandar, no suplicar, y aceptar que el alma camina sola y mejor, cuando va liviana de reproches y enojos.

Aprendí a perdonar, pero no a olvidar, borrar la experiencia es una arbitrariedad y un lujo que no nos podemos dar.  La vida no es justa, pero siento que yo sí puedo saber qué es lo justo. Decirlo, es una manera de hacer justicia. 

Doy gracias porque el dolor que he sentido, me hace entender a los marginados, a los desplazados, a los desclasados, a la mujeres y hombres víctimas de abuso, a quienes pierden el techo, y no sueñan con las estrellas, sino con una mano solidaria que los cobije y proteja.

Este año, no tengo propósitos, este año daré gracias, y trataré de aprender a vivir con menos y a sentir más. 

Al fin de cuentas, ése es mi propósito.


...........

miércoles, 2 de enero de 2019

PARTICIPANTES LOS JUEVES, UN RELATO, 3 de enero de 2019.

1. MAR 

2. MARIA JOSE


3. INMA


4. CAMPIRELA


5. DEMIURGO

6. DIVA DE NOCHE

7. DOROTEA

8. MAITE

9. PITT

10. JANDRES

11. MAG

12. NEOGEMINIS

13. MAX

14. CAS

LOS JUEVES, UN RELATO: EL FUTURO EN NUMEROS.




2




De las siete vidas que le tocaron, se jugó ocho en la ruleta rusa. Cuando llegó al fin del camino, encontró una puerta, y detrás de la puerta, una escalera de  trece peldaños, para subir a los tejados, aunque la canción decía que la escalera hacía falta para subir al cielo.
Si algo tuvo, todo lo perdió, menos las ganas de seguir viviendo. Se prometió eliminar de su vida el número tres, pese a la Divina Trinidad, pues a tiempo descubrió, que ese número, no es bueno para el amor. Siete veces se maldijo de su elección, no por las colinas de Roma, ni los colores del Arco Iris, ni las  notas musicales, ni por las Maravillas del Mundo. Maldijo sus propias siete plagas de Egipto. Ningún siete, sería opción.
Los cinco Jinetes del Apocalipsis, la visitaron y ella rogó por los tres mosqueteros, que no eran tres, sino cuatro. Es cierto, no fue buena para elegir y  mejoró su suerte, cuando  se dejó llevar por el destino que una gitana le reinventó: "No rodaras más por las calles y este último callejón, casi una emboscada del futuro, te regalará una puerta de fantasía. ¡Aprovechala! Tú número es el dos, el día que naciste. Es un número de la armonía, la cooperación, la empatía. Solo en par, siendo uno más uno, y no dos mitades, se puede compartir el camino."
Hoy la gata, que alguien apodó Miel, por el color de su pelo, pasea su alegría en buena compañía, de techo en techo, de vez en vez, mientras las nubes ponen copos de nieve en los penachos de los gorriones, que felices saludan a esa pareja tan particular.
El mundo, de pronto, se ha vuelto diverso y grande, aunque una sola, sea la oportunidad.




.............

domingo, 30 de diciembre de 2018

CONVOCATORIA: "LOS JUEVES, UN RELATO", 3 de enero/2019.

EL FUTURO EN NUMEROS




EN 3,2,1.... 0!!!!! comienza un nuevo año, el


2019

(2+0+1+9=12
1+2= 3 )

Significado del número 3: Simboliza la expansión, la mente ágil, sensible, talentosa, humana y buen sentido del humor.  El número tres simboliza la expansión y su equivalente astrológico es Júpiter. Los "3"  (los años, en este caso), resultan brillantes, ingeniosos y muy dados al arte.


A brindar por el 2019. A desear lo mejor. A estrenarlo con todas las fuerzas y ganas de que somos capaces.
¿Yo? convocando a escribir, en un blog de emergencia (largo de explicar y ni vale la pena) y ya ni recuerdo cómo se hace esta tarea.
Bueno...lo que vale es la intención, y yo tengo las mejores: con ustedes y para ustedes.

¿Pedimos, proyectamos, hacemos con los números futurología y/o agradecemos el tener vida para vivirlo?

Juguemos, combinando letras y destinos.: INVENTEMOS, que es algo así como crear sueños, fantasías, locuras.

Comencemos a transitar juntos otro año juevero: somos la mejor compañía.

Las reglas, las de siempre. Por cualquier consulta: 

INVENTARIOJUEVERO 

http://inventariojuevero.blogspot.com/2014/04/typetextcss-table.html

(actualizado por Pepe, genio total)





(imagenes de mi archivo histórico personal, con gusto las comparto.)


miércoles, 21 de noviembre de 2018

PARA MI NIÑA.




La niña está despierta.

Abre sus brazos para dejar entrar los sueños y empuja el aire con sus manos, más allá del cerco. Dicen que así, los malos presagios, escaparan lejos.

La niña espera a mi costado, que le tome la mano para caminar este día. ¿Lleno? ¿Vacío?
No importa cómo, solo el cuándo, que es hoy.

De la sombra llegamos y en la sombra descansaremos para retomar otra piel.

Hoy el alma está llena de luz.

Vamos niña, solo se trata de andar.

jueves, 15 de noviembre de 2018

LOS JUEVES UN RELATO: EL TRABAJO, UNA MALDICION BIBLICA

...Y trabajaras y no será una maldición, pero no harás de tus disfrutes, un deber, para no terminar maldiciendolos como si de trabajo se tratase.

-¡Pues se van todos al mismo demonio!
Evaristo, no era Evaristo, pegados sus lentes al periódico.
Él, ejemplo de puntualidad, pulcritud y buen hacer, día tras días durante veinticinco años, detrás del mostrador, con su rostro y su pelo gris, esperando cumplir los treinta para recibir en reconocimiento a su esfuerzo, un reloj con el nombre de la empresa, uno de esos, que cualquier prostituta se gana, en un noche de dos turnos.
Nadie podía entender.
-Sufrió un ACV.-decían unos.
-Su mujer lo abandonó.- Arriesgaban otros.
-Enloqueció por una rubia de treinta. Sí, esa, la cajera del supermercado. - Murmuraban los más.
-¡Se van a la madre que los parió, que a mi no me vuelven a ver el pelo!- Profería el trabajador, que por falta de acomodo, nunca pudo lucir como empleado del mes.
Estaba hecho una furia, y sus compañeros lo desconocían. Él...siempre tan dado a quedarse fuera de hora, sin pago de horas extras. Amigo de cualquiera, que necesitara un favor.
Como una ráfaga, tomó sus petates. Arrancó el saco gris, de la silla gris, del rincón del lado gris de la oficina, y casi se lo lleva puesto la puerta giratoria, que estuvo a nada, de devolverlo al interior de la oficina.
Fue la comidilla de los mediocres y el enojo de sus jefes. El reporte de lo acontecido llegó más temprano que nunca, al Directorio.
Las siete de las ocho horas reglamentarias, se cumplieron entre chisme y chisme.Al pobre Evaristo, no se lo podía enfangar más.
A la siete cero uno, alguien comentó, que no se sabía si había sido fraude o no,el boleto ganador de la lotería de navidad, jugada en la mañana. El número premiado apareció en pantalla, antes que la bolilla rodara por la canaleta milagrosa.  El programa se había emitido en vivo como siempre, pero aquello no olía bien, en consecuencia se procedía a declarar nulo el resultado y el sorteo se volvería a realizar en dos días.
El resto de las ocho horas, pasó muy ágil, comentando la novedad. La oficina hoy había estado, de alquilar escritorios y chismorrear.
Al día siguiente, un rostro más pálido y más gris que de costumbre, ingresaba a la oficina, y se colocaba detrás del gris mostrador. Lo que había parecido una bendición, había sido otro sueño más, que rompió su hechizo con el estridente despertador de la realidad.
La maldición bíblica, se cumplió dos veces, la segunda por el camino que buscó la redención en la buena fortuna.Con su cabeza gacha, falto de toda dignidad, mancillado su honor y víctima de una cruel emboscada del destino, Evaristo volvió a su opaco trabajo, donde solo continuaría brillando, el sudor de su frente, al ritmo del tic tac de un reloj con la hora oficial.



viernes, 9 de noviembre de 2018

LOS JUEVES UN RELATO: MIRANDO AL CIELO

(Travesuras de mi pincel)



Observo mi pincel favorito, apoyado en su cuenco, esperando junto a la ventana, que lo llene de colores.
Es un misterio lo que guarda, pero puedo declarar bajo juramento, que sólo él sabe lo que esconde en su oscuro penacho.
Cuando lo tomo con ganas de dibujar mi alma, comienza a parir cielos, nubes, sutiles telas de arañas, donde los pájaros vuelan en libertad, anunciando vientos y tormentas.
¿Serán todas esas horas, que se pasa apoyado frente a la cuadrícula traslúcida de mi pared sur, las que lo incitan a robar amaneceres o suspirar de pena, cuando los tintes rojos en el horizonte, se cubren de negro azabache, mientras acuna la noche, nidos huérfanos de amor?
Él es quien me dicta los trazos, los tonos, las aguadas, las proporciones, los arrebatos. 
Sea lo que sea que suceda, ese pincel favorito, lo es, porque conoce cómo amo los cielos plomizos, vibrantes de borrascas, que ponen el sentimiento al borde de un peligroso desliz, sin que el temor pase de los cuarenta por veinticinco centímetros del bastidor, y yo dance protegida de la lluvia o del sol, como solo se puede, cuando se está colmada de amor al arte.


.................
Conduce este jueves, Mag. En su blog, están todos los cielos de este jueves.